¿Por qué es importante cepillarse la lengua?

La lengua es un órgano móvil que se encuentra fijado por su parte posterior en el interior de nuestra boca. La lengua nos ayuda en la masticación, interviene en el gusto, y nos ayuda a la hora de tragar y hablar.

Generalmente se desconoce la importancia de la limpieza diaria de la lengua. Tendemos a limpiarnos los dientes, pero olvidamos la lengua y esta juega un papel importante a la hora de mantener nuestra boca sana.

Sabemos que es muy importante lavarse los dientes al menos 2 veces al día, idealmente 3 veces al día. De esta manera eliminamos la placa bacteriana producida por los alimentos que ingerimos y por nuestra propia saliva. Pero no debemos olvidar la limpieza de la lengua, porque en ella se acumulan numerosas bacterias que ayudan a la aparición de enfermedades de las encías o caries.

Partes de la lengua

Suelo lingual

En el suelo lingual se encuentran las glándulas salivales. La saliva que producen estas glándulas sale directamente debajo de la lengua y hacia la cara interna de los incisivos inferiores. Por este motivo, esta zona interna de los dientes es más susceptible del acúmulo de sarro. Si a ello le sumamos una higiene deficiente, este cúmulo de placa se incrementa.

Superficie lingual

La superficie de la lengua está cubierta de miles de papilas. Estas papilas nos ayudan a desarrollar el sentido del gusto. La superficie lingual tiene un aspecto irregular, formada por una serie de hendiduras, donde las bacterias se pueden acumular con facilidad.

El aspecto de nuestra lengua debe ser rosado y aterciopelado.

Beneficios del cepillado lingual

  • Evitamos el mal aliento
  • Eliminamos las bacterias y reducimos el índice de poder desarrollar caries o enfermedad periodontal
  • Mejoraremos el sentido del gusto
  • Evitaremos posibles infecciones
  • Vigilaremos el aspecto de nuestra lengua y controlaremos la aparición de posibles patologías
  • Mejor aspecto
  • Ayuda a mantener la boca limpia

¿Cómo cepillar nuestra lengua?

La limpieza diaria de nuestra lengua la podemos realizar de dos maneras: 

  • Cepillo dental
  • Raspador lingual

Ambos instrumentos ejercen una función adecuada, bien es cierto, que el raspador lingual al tener una forma específica hace que la limpieza de la lengua sea más fácil y efectiva.

El raspado o cepillado lingual se realiza una vez al día, cuando ya hemos limpiado nuestros dientes con nuestra pasta dental adecuada y hemos hecho uso del hilo dental para una higiene dental completa. Una vez ya hemos realizado estos dos pasos debemos proceder al cepillado lingual.

Lo más indicado es realizar la limpieza de la cara posterior de la lengua, lo más al fondo posible, a la punta de la lengua.

No se necesita ejercer demasiada presión, pero se debe realizar este paso dos o tres veces para asegurarnos que la lengua este bien limpia.

Si somos de las personas con un reflejo nauseoso muy marcado es conveniente usar mejor el raspador lingual. Debido a sus dimensiones, el raspador disminuye el reflejo de las náuseas. A medida que nos vayamos habituando a la limpieza lingual esta sensación también irá desapareciendo.

Si seguimos esta serie de consejos, junto a una higiene dental adecuada y revisiones periódicas en el dentista, podremos mantener un buen estado de nuestra salud oral.

Ven a la Clínica Dental Torroella & Martínez para realizarte tu revisión e higiene anual. ¡Te ayudamos a mantener tu boca sana!

Compartir:

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button930 185 528