Exodoncias dentales

Hay ocasiones en los que no es posible restaurar un diente debido a que está muy deteriorado o tiene una infección que ya no puede ser tratada, en este punto debemos realizar la exodoncia dental. La exodoncia es el acto de remover el diente de su alveolo, el cual está albergado dentro del hueso.

Proceso de cicatrización

El proceso de curación debemos dividirlo en dos: el hueso y la encía. La encía tarda aproximadamente entre 3 o 4 semanas en cicatrizar completamente, en cambio el hueso tarda alrededor de los 3 meses. Siempre existen variaciones dependiendo de cada persona.

En el proceso de cicatrización es posible sentir con la lengua pequeños bordes afilados o puntiagudos, en este caso se trata de pequeños trozos de hueso que asoman a la superficie. Esto tiende a desaparecer mediante el proceso de reabsorción por sí solo, si molesta puede consultar con su dentista como eliminarlo.

En cuanto al dolor, alrededor de los 48 horas debería comenzar a disminuir. Las molestias pueden durar una semana aproximadamente. Si el dolor se vuelve más intenso después de las 48 horas consulte con su dentista.

 

¿Qué hacer después de una exodoncia?

  • Para aliviar las posibles molestias se debe tomar sólo aquella medicación recetada previamente por el dentista. Si tiene dudas o dolor consulte siempre con su dentista para que le recomiende cuál es el analgésico o antibiótico más indicado en su caso.
  • Evitar realizar ejercicio o coger objetos pesados al menos durante las 24 horas siguientes a la intervención.
  • Durante la primera noche mantener la cabeza elevada con almohadas.
  • Para controlar el sangrado es necesario realizar presión sobre la zona de la exodoncia. Esta presión se realiza mediante la colocación de una gasa sobre la superficie y ejerciendo fuerza sobre ella. Para mantener la gasa en su posición lo podemos conseguir mordiendo. Debemos realizar este procedimiento al menos durante media hora.

Hay que tener en cuenta que algo de manchado durante el primer día es normal pero si sangra abundantemente tras una o dos horas tras la exodoncia, es recomendable consultarlo con el dentista.

  • Evite enjuagarse o escupir las primeras 12 horas tras la extracción para evitar que se desprenda el coágulo formado en el alveolo.
  • Pasadas estas 12 horas, enjuáguese suavemente 3 veces al día con el enjuague recomendado por su dentista. Debemos enjuagarnos para eliminar cualquier resto de comida que se pueda quedar retenido en el espacio que antes ocupaba el diente que hemos exodonciado.
  • Mantener una dieta blanda durante las primeras horas, evitando comidas calientes y picantes.
  • El dolor y la inflamación son comunes, sobre todo en extracciones más complicadas. Podemos aplicar hielo en intervalos de 30 minutos sobre la zona tratada para bajar o prevenir la inflamación.
  • En las exodoncias de las muelas del juicio o en múltiples exodoncias, se sufre una ligera contracción de la musculatura de la zona que nos limitará levemente la apertura bucal durante unos días.
  • Se debe cepillar la zona de la exodoncia pasadas 24 horas con delicadeza, con una cepillo suave para evitar cualquier acumulación de bacterias en la superficie.
  • Evitar fumar y tomar bebidas alcohólicas al menos durante 48 horas, ya que retrasa el proceso de la curación.

Las exodoncias dentales deben ser llevadas a cabo por un dentista especializado en cirugía bucal para evitar cualquier posible complicación, así como asegurar que la recuperación sea la apropiada. Si crees que tienes que realizarte una exodoncia de alguno de tus dientes pide cita con nuestro especialista.

Compartir:

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Call Now Button930 185 528